Uncategorized

Vitamina C: Cuida De Todo Tu Cuerpo

La vitamina C o también conocida como vitamina antiescorbútica o ácido ascórbico, es una de las vitaminas más mencionadas al momento de tratar cualquier enfermedad relacionada con gripes y virus debido a sus altos benéficos que esta aporta al sistema inmunológico, evitando que diversos gérmenes y bacterias se reproduzcan en el organismo.

¿Pero que más sabemos sobre la vitamina C? ¿Qué otras propiedades tiene? ¿Qué otras partes del cuerpo se ven beneficiadas?

Esta vitamina es recomendada para el crecimiento y desarrollo de los niños, posee colágeno, lo que ayuda la regeneración de los tejidos y a una cicatrización más rápida de estos. También funciona muy bien como antioxidante, ayudando a una buena descomposición de los alimentos en nuestro cuerpo y a ser un escudo contra los efectos del tabaco y la radiación.

En estos últimos tiempos el cuidado de la piel, es especial de la cara tiene un boom más grande debido al estilo de vida que llevamos, donde nuestra piel se ve expuesta a un sinfín de contaminantes y emisiones de rayos ultravioleta, los cuales son causantes del envejecimiento prematuro, enfermedades como cáncer de piel y otras afecciones.

Es por lo anterior que expertos en el cuidado de la piel han encontrado en la vitamina C un gran aliado para el cuidado facial de forma natural. Aquí te mostramos algunos beneficios que esta vitamina trae para la piel:

  • Sana heridas y forma tejido cicatricial.
  • Retrasa proceso de envejecimiento.
  • Protege a la piel de los radicales libres, propios de ambientes contaminados.
  • Disminuye las líneas de expresión y signos de edad. Esto se debe a su contribución sobre la producción de colágeno de la piel.
  • Ayuda a reducir los daños de la piel producidos por el sol, así como favorece la eliminación de manchas de la misma.
  • Favorece la circulación sanguínea, por lo que después de tratamiento de vitamina C facial, los efectos de las cremas hidratantes y sérums aplicados posteriormente se duplican.